Etiqueta: Cuentos Mendoza

Al-Andalus

El último viaje de Carlota

Si la pudieses ver, caminando como una reina, atrapada entre los muros de cristal que los años construyeron a su alrededor. Mira el tiempo pasar desde la ventana mas alta de la torre, soñando, añorando y recordando otros tiempos, cuando con su corte recorría todo el ancho mundo y la vida parecía extenderse ante sí…

Diem Carpe

La teoría del reloj

La noche está fresca; y no es que se sienta el clima así dentro del bar, pero mi campera recostada en el respaldar de la silla me reafirma la deducción. Paso la mano por mi muñeca para acomodar el reloj y tratar de calcular las manecillas ¡Ja! Como si el tiempo me importara en este…

Diem Carpe

Recuerdos Repentinos: Corten, se imprime

Justo en la radio tenían que tocar esa canción. ¡Sabes de lo que te estoy hablando! Esa canción que hace que en tu mente, todo parezca un video musical. Es que la TV nos cagó la vida, viste… Y es la primera toma, cuando la guitarra distorsionada arranca. Se ve en primer plano a un…

Diem Carpe

Hace un tiempo

Te sentís tan chiquito al lado de las enormes manecillas de ese reloj, que te corre  cada segundo más rápido. Y hay enormes riesgos en cada milímetro que esas agujas viajan. Porque hoy estas así, abandonado a la deriva de las horas, tratando de acortar los días y buscando la fortaleza en donde no se…

Diem Carpe

Destino: Desconocido

Sé que no soy el único que debe sentirse apabullado por el destino. Porque mire donde mire, uno ve los juegos de este odioso factor funcionando a la perfección. Podes autoconvencerte y decir que no crees en el destino. Podes tratar de enseñarme a gritos que uno es elector de su propio camino. Pero sabes…

Diem Carpe

Animación suspendida

Las sabanas se enredan cual serpiente alrededor de mi torso. Llegan a mi cuello y tapan justamente mi labio inferior. Estoy sólo en este silencio aturdidor que ha colmado la habitación. Me siento extrañamente ajeno, pero muy en casa. “Confusión” podría titularse el sentimiento que ensayo esta noche. Como si mañana tuviese el papel principal…

Diem Carpe

¿Es mucho pedir?

¿Sería mucho pedir cinco minutos con yo de ayer? Volver a correr por los pasillos de antaño y toparme contra esas puertas que albergaban desafíos. Encontrarme ahí, haciendo girar el picaporte con toda seguridad y total inocencia, sin saber qué hay del otro lado. Sin miedo a equivocarme y teniendo algo nuevo porque pelear. ¿Sería…

Te gustó? Compartí